Atletismo Juegos olímpicos: Álvaro Martín cepilló el bronce en los 20km de carrera

Atletismo  Juegos olímpicos: Álvaro Martín cepilló el bronce en los 20km de carrera

Actualizado

20.05.05.05 –
11:07

En Sapporo, un lugar que la memoria no olvidará, Álvaro Martín, otro apellido verdaderamente español, estuvo cerca de otra medalla olímpica como Fernández en el ’72. Se mantuvo en el peldaño más bajo de los 20km de carrera, en cuarto lugar, con temperaturas duras y sobre todo humedad. Más del 80 por ciento- a lo que los españoles llegaron bien preparados. Fue una presentación muy competente. Faltaba la medalla, incluso de Atenas.

Ganó Carabinieri Massimo Stano (1: 21.05), Italiano como Damilani en Moscú y Brugnetti en 2004, por Grumo Apulla, Puglia. Exprimiendo el oro para dos locales, el japonés Koki Ikeda durante 9 segundos; y Tosikhazu Yamanishi a los 23 años, campeón mundial de la sauna de Doha en 2019. Álvaro Martín (1: 21.46) fue cuarto, 18 segundos después del bronce. Diego García, sexto (1: 21.57).

El círculo de 1 km como se puso de moda Durante la última década, ha estado en el centro de Sapporo, junto a la Torre JR, el gran monstruo arquitectónico de Sapporo (173 m). Los manifestantes en una burbuja hermética (a los de 50 años ni siquiera se les permitió mirar a los de 20) no lo conocieron hasta que entraron en el calentamiento. Eso estuvo bien, no el calor de Doha, ya que Diego García fue intuitivo. «No para ser el mismo», anunció. «Nos dijeron que habría sol, nubes, tormenta … Algo se arreglaría, pero no sería la humedad de la Copa del Mundo».

El ataque de Wang

Wang, los 1.16: 54 manifestantes lanzaron un ataque desde el km4. Inicialmente con Kumar de India que quería ser el centro de atención. Los chinos abrieron durante 12 segundos y Yamanishi e Ikeda empezaron a ponerse nerviosos. Fuimos a 4.01 por 4.12 kilómetros iniciales. Aceleraron y la primera respuesta vino de los españoles. Antes entendían que el final pondría a todos en su lugar, pero desde que los asiáticos se unieron a la élite mundial, es bien sabido que hay que machetear tan pronto como se muevan tus favoritos.

Los valientes Álvaro Martín y Diego García los atraparon en el 7 y ese sexto, también estaba Stano, sin pedigrí y entrenado por un programador informático, fue cuarto en Europa en 2018, y el ruso Mizinov, que posteriormente lo prohibió, cortó a Wang. Ya estaba poco después de las 10 de la noche.

Zhang se conectó por detrás y el oro se convirtió en las Tres Naciones: China, Japón y España, Stano es extraño. La dirección estaba a 5 kilómetros. En el primero, nadie se movió. No en el segundo. Comenzó a administrar la dosis. De camino a la estación de Stano, los dos japoneses lanzaron el primer gran ataque. Hicieron 10 metros. Álvaro respondió, pero no lo suficiente. El triple de borde ha alcanzado el límite entre las advertencias amarillas que no importan. El volo. A las 3:48 p.m. La diferencia fue de 11 segundos.

Stano disparó el segundo voleibol 2 km atrás. y se quedó con Ikeda. El campeón mundial Yamanishi recibió advertencias. Y luego Ikeda. Los dos hasta el final. Controlaron su ritmo y no hicieron el harakiri. Stano celebró el tercer oro de Italia después de Jacobs en 100 y Tamperit en altura. Esto no ha sucedido en el atletismo de su tierra natal desde 1984 en Los Ángeles, que se vio favorecida por el boicot a la Unión Soviética. Miguel ngel López cumplió treinta y uno (1: 31,12)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *